Publicado el

Consumir en Sobres “Probióticos para el Cáncer “Now 

Podemos definir los probióticos como «microorganismos vivos que permanecen activos en el intestino en una cantidad suficiente como para crear la microbiota intestinal y tener un efecto beneficioso en nuestro sistema inmune que nos va a proteger frente a enfermedades«.Por su parte, «los prebióticos son alimentos funcionales que ayudan a la estimulación y al crecimiento de bacterias saludables en los intestinos.

Vitanatur Symbiotics G es una combinación de 10 bacterias lácticas beneficiosas y que son propias del tracto intestinal, FOS, inulina  y vitaminas del grupo B 


COMPOSICIÓN: Probióticos: 10 CEPAS BACTERIANAS lácticas :

Bifidobacterium lactis (2), Bifidobacterium animalis  ,Enterococcus faecium,Lactococcus ,lactis,Lactobacillus acidophilus, Lactobacillus casei,Lactobacillus plantarum , Lactobacillus rhamnosus ,Lactobacillus salivarius

Ayudan a mantener el equilibrio de la flora intestinal

Prebióticos: FOS E INULINA Constituyen el alimento de las bacterias de la flora intestinal. VITAMINAS DEL GRUPO B: B1, B2, B3, B5, B6, B8 B9, B12

Consumir probióticos para el Cáncer “Now “Alimentos con “Bacterias buenas”

Navegando por el Mundo de los Probióticos: Un Explicación de las 10 Cepas Bacterianas Lácticas

En el fascinante mundo de la microbiología, los probióticos han emergido como agentes beneficiosos para la salud humana. Estas bacterias amigables, pertenecientes principalmente al género Lactobacillus y Bifidobacterium, habitan en nuestro intestino, formando parte de la microbiota intestinal, una comunidad de microorganismos que desempeña un papel crucial en el mantenimiento de la salud integral.

Entre las diversas cepas probióticas, diez sobresalen por su presencia frecuente en suplementos y alimentos fermentados, ofreciendo una amplia gama de beneficios para la salud:

1. Bifidobacterium lactis (2): Esta cepa, presente en alimentos como el yogur y el queso, destaca por su capacidad de inhibir el crecimiento de bacterias patógenas, promover la absorción de nutrientes y estimular el sistema inmunológico.

2. Bifidobacterium animalis: Abundante en el intestino de los mamíferos, esta cepa contribuye a la regulación del tránsito intestinal, mejorando la digestión de los alimentos y reduciendo el riesgo de estreñimiento.

3. Enterococcus faecium: Encontrada en el intestino grueso, esta cepa posee propiedades antimicrobianas, ayudando a combatir infecciones intestinales y previniendo diarreas relacionadas con antibióticos.

4. Lactococcus lactis: Presente en diversos productos lácteos fermentados, como el yogur y el kefir, esta cepa desempeña un papel esencial en la producción de ácido láctico, un compuesto que mantiene un ambiente intestinal favorable para la proliferación de bacterias beneficiosas.

5. Lactobacillus acidophilus: Una de las cepas probióticas más reconocidas, Lactobacillus acidophilus destaca por su capacidad de restaurar el equilibrio de la microbiota intestinal, especialmente tras el uso de antibióticos.

6. Lactobacillus casei: Esta cepa, comúnmente encontrada en el intestino y los productos lácteos fermentados, ayuda a mantener la salud gastrointestinal, reduciendo el riesgo de infecciones y mejorando la absorción de nutrientes.

7. Lactobacillus plantarum: Habitante del intestino grueso, Lactobacillus plantarum posee propiedades probióticas prometedoras, incluyendo la capacidad de reducir la inflamación intestinal y fortalecer el sistema inmunológico.

8. Lactobacillus rhamnosus: Esta cepa, presente en el intestino y algunos alimentos fermentados, sobresale por su capacidad de inhibir el crecimiento de bacterias patógenas, como Salmonella y Escherichia coli, y mejorar la absorción de calcio, un nutriente esencial para la salud ósea.

9. Lactobacillus salivarius: Esta cepa, presente en la saliva y la mucosa intestinal, desempeña un papel crucial en la prevención de infecciones respiratorias y gastrointestinales.

10. Lactobacillus reuteri: Habitante de la leche materna y el intestino, Lactobacillus reuteri se ha asociado con la reducción de la diarrea del lactante y el fortalecimiento del sistema inmunológico.

En resumen, estas diez cepas probióticas ofrecen una amplia gama de beneficios para la salud humana, contribuyendo a la regulación del tránsito intestinal, el fortalecimiento del sistema inmunológico, la reducción de infecciones y la mejora de la absorción de nutrientes. Se recomienda consultar con un profesional de la salud para determinar la cepa probiótica más adecuada según las necesidades individuales y el estado de salud general.

VÍDEO:QUE SON LOS PROBIÓTICOS

https://youtube.com/watch?v=pK37Swaw3KQ&si=SkgBMm0U2BzuZvgA

VÍDEO:¿QUE PROBIÓTICOS TOMAR?

https://youtu.be/I3P73_MVyg8?si=nQa20o_RAhuZc8IH

Por favor, activa JavaScript en tu navegador para completar este formulario.