Publicado el

Los científicos controlan “Now “la proteína que alimenta el 75% de los cánceres

El descubrimiento abre la ventana a un tratamiento más eficaz !!
MYC, la proteína informe responsable de empeorar la mayoría de los casos de cáncer humano

La proteína MYC es una proteína transcripcional que juega un papel importante en el crecimiento y la división celular. Se expresa en todas las células del cuerpo, pero su expresión está especialmente elevada en las células cancerosas.

Las mutaciones en el gen MYC pueden provocar que la proteína se exprese de forma descontrolada. Esto puede conducir a un crecimiento celular desenfrenado y a la formación de tumores.

Se estima que las mutaciones en el gen MYC están implicadas en el 75% de todos los casos de cáncer humano. Son particularmente comunes en los siguientes tipos de cáncer:

  • Leucemia
  • Linfoma
  • Cáncer de mama
  • Cáncer de pulmón
  • Cáncer de colon
  • Cáncer de próstata

La proteína MYC desempeña una serie de funciones en las células cancerosas. Entre ellas se encuentran:

  • Promueve la proliferación celular. La proteína MYC activa los genes que promueven la división celular.
  • Inhibe la apoptosis. La apoptosis es un proceso natural de muerte celular. La proteína MYC inhibe la apoptosis, lo que permite que las células cancerosas sobrevivan y se multipliquen.
  • Estimula la angiogénesis. La angiogénesis es el crecimiento de nuevos vasos sanguíneos. La proteína MYC estimula la angiogénesis, lo que proporciona a las células cancerosas el oxígeno y los nutrientes que necesitan para crecer.

Las investigaciones sobre la proteína MYC están en curso. Los científicos están trabajando para desarrollar nuevos tratamientos que puedan inhibir la actividad de esta proteína y reducir el crecimiento de los tumores cancerosos.

Tratamientos dirigidos a MYC

En los últimos años, se han desarrollado varios tratamientos dirigidos a MYC. Estos tratamientos utilizan moléculas que se unen a la proteína MYC y la bloquean, lo que impide que desempeñe sus funciones.

Los tratamientos dirigidos a MYC se han mostrado prometedores en ensayos clínicos. En algunos casos, han demostrado ser capaces de reducir el tamaño de los tumores y mejorar la supervivencia de los pacientes.

Conclusiones

La proteína MYC es una proteína clave en el desarrollo del cáncer. La comprensión de las funciones de esta proteína y la identificación de nuevas formas de inhibir su actividad son objetivos importantes de la investigación del cáncer.

¿Qué significa esto para el público en general?

Los progresos en la investigación de la proteína MYC podrían conducir al desarrollo de nuevos tratamientos para el cáncer que sean más eficaces y tengan menos efectos secundarios.

Estos tratamientos podrían ser especialmente beneficiosos para los pacientes con cánceres que se asocian con mutaciones en el gen MYC.

Por ejemplo, los fármacos dirigidos a MYC podrían ser una opción de tratamiento eficaz para pacientes con leucemia, linfoma, cáncer de mama, cáncer de pulmón, cáncer de colon o cáncer de próstata.

Los científicos siguen trabajando para desarrollar nuevos tratamientos dirigidos a MYC. Es probable que estos tratamientos estén disponibles en el futuro para ayudar a los pacientes con cáncer a vivir más tiempo y con una mejor calidad de vida.

MÍRA ESTE ARTÍCULO A CONTINUACIÓN :

Los científicos controlan la proteína que alimenta el 75% de los cánceres

Por favor, activa JavaScript en tu navegador para completar este formulario.